Artículos

El desastre de Warner tras decisión de llegar a cines y HBO MAX simultáneamente y sus consecuencias

Luego de confirmarse que las películas de Warner Bros. llegarán a cines y HBO Max, actores, directores y demás involucrados están molestos. Las consecuencias son demasiadas para el estudio en este momento.

Warner Bros. envió al negocio del cine en una espiral de caos cuando anunció que lanzaría toda su lista de películas cuyo estreno estaba previsto para 2021 en HBO Max al mismo tiempo que harían su debut en cines. Se trata de uno de los principales estudios cinematográficos, así que la noticia ya representó una gran sacudida para el medio, pero cuando recordamos que esta lista incluye muchos posibles éxitos de taquilla y/o películas que tuvieron presupuestos desorbitantes como Mujer Maravilla 1984 - 76%, Dune y The Matrix 4, además de otros títulos que seguramente buscarán meterse en la temporada de premios, solo podemos creer que es una decisión que traerá consigo un sin número de consecuencias (y reacciones) puesto que hace unos meses, debido a la pandemia, parecía imposible que todas estas películas lleguen a otra cosa que no sea el cine.

No te lo pierdas: ¿El fin del cine? Esto significa la decisión de Warner Bros. de lanzar sus películas en HBO Max y cines simultáneamente

Este movimiento es, en cierto modo, una ventaja porque los estrenos estarán disponibles a través del servicio de streaming HBO Max, que forma parte de WarnerMedia, el conglomerado del cual forman parte Warner Bros. y HBO. Los que ganan tienen que ver, claramente, con el servicio ya que contar con todas esas películas en su catálogo incrementa el atractivo de una plataforma que aún no llama la atención, ni siquiera de quienes ya tienen HBO siendo que pueden acceder a ella sin costo adicional. Pero no todos los países tienen disponible HBO Max y allí es donde entran en escena las salas de cine que saldrán favorecidas porque de cualquier forma podrán tener las películas; esto es con la esperanza de que la asistencia del público mejore. Sin embargo, ese es otro elemento que hace de esto un problema por donde se lo mire: mucha gente aún no piensa ir al cine por la inseguridad que siente debido a la pandemia de coronavirus.

Así es como muchos insisten que el movimiento de Warner solo significa pérdidas, porque ¿de qué vale lanzar una película en cines cuando los negocios no pueden funcionar en su máxima capacidad y las personas temen ir a lugares públicos? Esto hizo que [tweet]Christopher Nolan[/tweet] le declare la guerra al estudio a través de un comunicado compartido por The Hollywood Reporter en el cual con gran indignación calificó a HBO Max como “el peor servicio de streaming”. El director de Tenet - 83%, filme que a pesar de sus varios retrasos por la pandemia sí llegó a cines y no hizo más que significar pérdidas para Warner, desde el inicio

Podríamos encontrar muchos puntos a favor y en contra de lo ocurrido, pero a lo que nos vamos a referir es a todo lo que ha pasado a raíz de la confirmación de la medida de Warner Bros. Es cierto que la reacción de Nolan es la que parece haber desatado una ola de críticas, pero la situación va mucho más allá e involucra al talento (los actores), agentes, dueños de cine y demás gente involucrada. En estos momentos no hay quien no esté enojado por la decisión del estudio, principalmente porque el estudio ni siquiera avisó de forma anticipada o pidió opiniones antes de tomar una decisión. Todas las personas que trabajan en dicha compañía, incluyendo algunos de los ejecutivos, no tenían idea de lo que iba a pasar y la novedad les llegó como un balde de agua fría; tal como sucedió con el público al enterarse de la noticia en Internet.

Te recomendamos: Directores de cine que odian o han criticado las películas hechas para streaming

Un nuevo reporte de The New York Times (vía Slash Film) nos permite conocer de cerca cómo se tomó la noticia por parte de quienes están involucrados de forma directa y todo lo que ha desencadenado el hecho de que los grandes estrenos del próximo año llegarán al streaming sin excepción. Todo es más complicado de lo que parece y en la conversación entra el pago a los actores y directores, así como también a las productoras que esperan recibir el dinero que ganarían en una situación normal. Lo que les contaremos en las siguientes líneas muestra cómo se está desarrollando todo.

Actores, productores y demás talentos del estudio están molestos

El mes pasado, Warner Bros. se acercó en silencio a las dos agencias de talentos más grandes de Hollywood, WME y Creative Artists. El estudio quería lanzar la tan esperada Wonder Woman 1984 simultáneamente en los cines y en el servicio de de streaming HBO Max el día de Navidad, y querían que la estrella de la película, Gal Gadot, y la directora, Patty Jenkins, estuvieran de acuerdo con el plan. Lo que ambas agencias se preguntaron fue ¿Cómo se les va a pagar? Con Wonder Woman 1984, los agentes argumentaron que tanto Gadot como Jenkins, además de otros debían cobrar lo que probablemente hubieran recibido si la secuela se hubiera lanzado de manera tradicional y no durante el apogeo de una pandemia. Después de todo, para eso fue que firmaron un contrato, y era lo mínimo que debían conseguir ahora que la compañía necesita de su ayuda para promocionarla.

La negociación fue tensa y Warner Bros. acordó que Gadot y Jenkins recibirán cada una más de US$10 millones, según dos personas que hablaron con el medio y conocen los términos en los que quedó el arreglo. Hasta allí no parece haber problema porque el estudio se acercó a ellas y hablaron sobre el tema hasta llegar a un acuerdo en la negociación, pero esto no ocurrió con todos los involucrados de las películas que se estrenarán en cines y HBO Max simultáneamente. Por esta razón, además del malestar que ya provocó la decisión de último momento, muchos están enojados por el trato preferencial que recibieron las mujeres detrás de la secuela de Mujer Maravilla - 92% puesto que el estudio no se ha acercado a nadie más de la misma manera.

Para evitar que se filtren las noticias del cambio de las casi 20 películas, WarnerMedia mantuvo a las agencias y compañías de gestión de talentos en la oscuridad hasta aproximadamente una hora y media antes de emitir un comunicado de prensa, el cual incluso tomó por sorpresa a algunos de los ejecutivos de Warner Bros. Los representantes de estrellas de Warner Bros. como Denzel Washington, Margot Robbie, Will Smith, Keanu Reeves, Hugh Jackman y Angelina Jolie querían saber por qué sus clientes habían sido tratados de una manera peor que Gadot. Las conversaciones sobre un boicot a Warner Bros. comenzaron a circular dentro del Gremio de Directores de América. Algunas personas comenzaron a referirse con enojo al estudio como Former Bros, un juego de palabras que quiere decir “ex hermano”.

Michael Nathanson, de la firma MoffettNathanson, dijo en una entrevista con The New York Times que será muy difícil para el estudio volver a ganarse a todo el talento que habían logrado atraer a sus producciones:

Durante mucho tiempo, Warner Bros. ha sido conocido como el mejor hogar para el talento, y eso ha sido una ventaja competitiva significativa. Con este movimiento, enfurecieron el talento que tanto han trabajado para atraer. Estos no son ingenieros a los que simplemente puede reemplazar.

Los directores de cine no están nada felices

El director Christopher Nolan ha criticado duramente la inesperada decisión de Warner Bros. de lanzar sus películas de 2021 simultáneamente en HBO Max en un comunicado donde señaló que “algunos de los cineastas más importantes de nuestra industria y las estrellas de cine más importantes se acostaron la noche anterior (al anuncio) pensando que estaban trabajando para el mejor estudio cinematográfico y se despertaron para descubrir que estaban trabajando para el peor servicio de streaming” y añadió que el estudio "tenía una máquina increíble para hacer que el trabajo de un cineasta saliera en todas partes", pero afirma que lo está desmantelando en una medida que "no tiene sentido a nivel económico".

Esa es apenas la reacción de uno de los cineastas que ha trabajado con el estudio, pero a pesar de que aquellos que tienen peliculas listas para estrenarse en 2021, las cuales entran en la lista de películas a estrenarse en cines y HBO Max, no se han expresado públicamente, fuentes cercanas a The Hollywood Reporter cuentan un poco más al respecto. Denis Villeneuve, quien está por estrenar Dune el próximo año, está entre los que creen que el estreno en cines de su película, siguiendo el formato tradicional, era de vital importancia. James Gunn, director de The Suicide Squad , “no estaba contento cuando el estudio presentó su impactante anuncio al lanzar una fórmula mediocre para compensarlo a él y a otros participantes con ganancias en la película".

La ventana de estrenos y el pago a los cines se complica

Cada película que Warner Bros. estrene el próximo año aparecerá en HBO Max durante solo un mes antes de dejar el servicio. En ese momento, las películas pasarán por las “ventanas” de estreno habituales, saliendo de los cines cuando se acabe el interés y dirigiéndose a otros puntos como los de ventas en formatos físicos. Según el plan de WarnerMedia, HBO Max pagará a Warner Bros. una tarifa de licencia por los derechos de 31 días. La tarifa será igual a la parte que se lleva el estudio de la venta de entradas en los Estados Unidos, es decir el 50 por ciento ya que el resto va a los cines. Otros factores podrían influir en la tarifa, incluido el porcentaje de salas que están en funcionamiento.

Continúa leyendo: Películas en streaming recomendadas por grandes directores

Comentarios

  • Tomatazos (1)

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos