Artículos

Personajes odiados por los fans que fueron eliminados de franquicias famosas

Cuando se trata de personajes odiados, no hay Jar Jar Binks que se salve. En este artículo repasamos los personajes más odiados del cine (a tal punto que prácticamente fueron eliminados de las películas).

Artículos

Personajes odiados por los fans que fueron eliminados de franquicias famosas

Cuando se trata de personajes odiados, no hay Jar Jar Binks que se salve. En este artículo repasamos los personajes más odiados del cine (a tal punto que prácticamente fueron eliminados de las películas).

POR María Belén Izurieta Barreto -

Las secuelas cinematográficas siempre incluyen sorpresas. A veces se trata de nuevas adiciones en su elenco, la inclusión de nuevas tramas o la expansión de su universo. Sin embargo, en otras ocasiones la sorpresa viene en la forma del adiós a un personaje sin previo aviso, o aún peor, cuando un filme lo ignora por completo como queriendo deshacerse de él y hacer de cuenta que el público no lo notará. Cuando esto sucede, lo primero que se puede llegar a pensar es que hubo un conflicto en la agenda del actor y no se pudo poner de acuerdo con el director y el estudio cinematográfico para volver a su papel, pero cuando ocurre lo contrario es porque surgieron problemas.

No te lo pierdas: Los peores personajes de franquicias famosas

No todos los personajes cuenta con la suerte de convertirse en el favorito de los fans, y esto se vuelve grave cuando es más bien odiado por todos. El desprecio del público es tomado en consideración si se quiere el éxito de una película, especialmente el monetario, y ahora, en una época donde las redes sociales mandan, solo basta con que alguien publique un tuit compartiendo su desagrado por algo para que se haga viral y todos opinen. Así se han visto casos últimamente como el del Joker de Escuadrón Suicida - 25%, del que nunca esperaremos su regreso ya que se está cocinando una nueva película que huele más a reboot que a continuación.

Los extremos nunca son buenos y si un personaje sabe de eso es Rose Tico, de Star Wars, que también levantó un intenso debate sobre si servía de algo o no su inclusión en la franquicia de Disney y Lucasfilm. Quizás nunca llegaremos a un consenso, pero es otro gran ejemplo de lo que sucede cuando se odia a un personaje al punto de hacerlo desaparecer o reducir notablemente su tiempo en pantalla y sus diálogos, que prácticamente es lo mismo que eliminarlo de una película, solo que de una forma más indirecta.

En este artículo revisaremos cada uno de estos casos, en películas muy diversas que forman parte de franquicias que fueron (y siguen siendo) objeto del escrutinio público y de las más duras críticas por parte del público que no teme expresar su desagrado cada vez que puede.

Rose Tico

Star Wars tiene algunos personajes odiados que fueron reducidos o desaparecidos de otras películas luego de descubrir cuál fue la recepción del público. Afortunadamente, Rose Tico no es Jar Jar Binks, pero los fans decidieron que acosar a la actriz que la interpretó era la única manera de conseguir lo que querían. Lograron alejarla y hacer que su tiempo en pantalla se vea muy reducido, porque quitarla de buenas a primera hubiese sido extraño. Entendemos por qué su personaje no fue querido, pero saber que las redes sociales han otorgado gran poder a la gente para decidir es algo espeluznante.

Te recomendamos: Star Wars | Razones por las que Rose Tico merece una serie en Disney Plus

Agente Myers

Cuando a los fans no les gusta un personaje, lo mejor que se puede hacer es enviarlo muy lejos… literalmente. A los seguidores de Hellboy - 81% no les agradó a existencia de un personaje cuya única gracia era ser un humano sin gracia, que solo era aburrido y no tenía superpoderes; ni siquiera era divertido de ver en la pantalla grande. Por si fuera poco, se “robó” a Liz, el interés amoroso del protagonista, y eso fue suficiente para provocar el desagrado del público y eliminarlo de la secuela Hellboy II: El Ejército Dorado - 86%, donde solo se incluyó una línea de diálogo para aclarar que el personaje había sido enviado a la Antártida.

Jar Jar Binks

El personaje más odiado de la franquicia de Star Wars hasta ahora. Esperamos que no aparezca competencia, cuando es imposible olvidar lo desagradable que fue su aparición en el arranque de la trilogía de precuelas. A su director le pareció buena idea incluir un personaje que funciona como alivio cómico y que a la vez acerca a los niños a la saga, pero lo único que recibió por parte del público fue el odio desmedido. Así, su participación en las siguientes películas se redujo drásticamente hasta el hecho de que en el Episodio III no cuenta con líneas de diálogo.

Skids y Mudflap

No podemos rescatar algo de las películas de Transformers pero ¿se imaginan que, de paso, tienen personajes tan odiados que fueron eliminados? Los nombres Skids y Mudflap no suenan bien, y todo terminó peor debido a que representan estereotipos racistas. Tienen orejas grandes, dientes grandes, y su acento es “urbano”. Luego de la controversia se decidió que lo mejor era no continuar con ellos, y luego se reveló en un cómic sobre la película que los dos personajes fueron asesinados.

Short Round

No hubo personaje más odiado en Indiana Jones y el templo de la perdición - 84%. Una de las mayores críticas hacia la película fue la inclusión de un niño como compañero de aventuras del protagonista. Entendemos que era un punto a favor para ganarse el interés del público más joven y que también podría traer algo de tensión a los padres al querer que el niño sea salvado de los peligros que se encuentra durante la historia, pero lo único que ocasionó fue que el público sienta fastidio con su sola presencia en el filme. Afortunadamente no siguió en otras entregas y tampoco regresó en la película de 2008.

Alexander O’Conell

Al igual que lo que ocurrió con Short Round en Indiana Jones, no fue una buena idea convertir a un niño en uno de los protagonistas de La Momia Regresa - 47%. Al tratarse del hijo de Rick y Evelyn, fue preocupante ver cómo Imhotep secuestraba al pequeño Alex, pero lo cierto es que se convirtió en lo más irritante de toda la película. Su inclusión fue un desacierto, y creemos que tuvo mucho que ver con la pobre recepción que tuvo la cinta tanto con la crítica como con el público.

Joker

El método usado por Jared Leto, que consistía en nunca dejar el personaje durante su estancia en el set de rodaje, mientras no se estaba grabando alguna escena con él, fastidió incluso a sus compañeros de trabajo que tuvieron suficiente con las bromas pesadas que hizo. Pero eso no es nada, y aunque los fans no llegaron a presenciar esos momentos, su rol en la pantalla grande provocó la misma reacción, e incluso peor, y nadie quiere volver a verlo como Joker. Siempre estuvo clara la intención de que esta versión del villano iba a ser más atrevida, pero parece que Leto no logró poner esa cuota de locura y más bien se volvió aburrido. Menos mal apareció Joaquin Phoenix para cambiar el panorama.

Amilyn Holdo

La adición de Laura Dern en el Episodio VIII fue motivo de alegría para gran parte del público, pero no se puede decir que el sentimiento se haya mantenido luego de ver la película. Para los fans, el papel de la Almirante, quien no fue introducida en el elenco durante la película anterior, fue uno de lo puntos negativos de la cinta. Además, la crítica del público surge a raíz de que se le diera mayor importancia, incluyendo esa escena donde se sacrifica por la Resistencia, cuando pudo haber sido mucho más memorable si en su lugar hubiese estado la Princesa Leia o el almirante de flota Gial Ackbar. Su presencia resultó tan negativa que la película que le siguió prefirió hacer de cuenta que nunca existió.

Sean Boswell

No es que las películas de Rápidos y Furiosos tengan personajes memorables, pero cuando la audiencia se acostumbra a algunos de ellos, es difícil dejarlos. En Rápido y Furioso: Reto Tokio - 37%, nos despedimos de las caras conocidas para seguir a Sean Boswell, con el mismo énfasis en las carreras, pero en una locación nueva y con un equipo diferente. A nadie sorprende que dentro de la franquicia sea la película con menor recaudación en taquilla, y gracias a eso regresaron a los protagonistas que habían gustado al público desde el principio y no se volvió a ver al personaje, del que se había criticado duramente al actor por su interpretación “plana” hasta el cameo que realizó en 2015.


Willie Scott

Indiana Jones y el templo de la perdición no tuvo solo un personaje odiado sino dos. El interés amoroso del protagonista irritó a todos cada vez que aparecía en pantalla porque era el ejemplo perfecto (o el peor) de una damisela en peligro. A pesar de que parece que la intención de la película era la de demostrar lo opuesta que era a Indy, no podemos negar que es difícil interesarse en un personaje que se quejaba por todo y que siempre necesitaba ayuda, especialmente cuando sabemos que la franquicia cuenta con otro personaje femenino que sí es poderoso en todo el sentido de la palabra.

Continúa leyendo: Películas de ciencia ficción de los 90 que predecían el futuro

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos