Artículos

Películas que desaprovecharon un buen CGI

Aunque prometían ser estupendas aventuras, estas películas desperdiciaron un gran CGI al no encontrar un justo equilibrio con sus historias

Desde la década de 1990, las computadoras se han convertido en una herramienta indispensable para el cine, ahora, es común ver producciones en las que se han creado extras digitalmente, o bien, universos completos. Sin embargo, el CGI es una tendencia relativamente nueva. Recordemos que hace cincuenta años la edición se realizaba de forma manual, por lo tanto, los efectos especiales tenían que hacerse en el set, construyendo modelos reales. Pero el avance digital ha sido tal que el CGI es una tecnología capaz de hacer creaciones muy realistas. Ya no se necesita hacer largos viajes para filmar en determinados escenarios o temporadas del año porque todo se puede crear de forma digital.

Podría interesarte: Los mejores personajes del cine hechos por computadora (CGI)

Pero, aunque el panorama sea alentador, el CGI ha tenido pésimos resultados: no es fácil encontrar el equilibro entre el uso excesivo del CGI y la narrativa tradicional, lo que nos lleva a plantear preguntas como ¿qué tanto nutre a la trama el CGI? O, ¿la trama tendría que ajustarse al CGI? Interrogantes que continúan con cada nueva película que eche mano de esta tecnología. Las siguientes películas son ejemplos de producciones que desperdiciaron un estupendo CGI al priorizar los elementos visuales sobre la trama y la historia, es decir, películas visualmente atractivas, pero vacías (vía Taste of Cinema).

Transformers: El Último Caballero - 15%

Transformers: El Último Caballero contó con la actuación de Anthony Hopkins, sin embargo, su participación fue totalmente desaprovechada. En líneas generales, la película ofreció una historia superficial y malas actuaciones.

La franquicia siempre ha mostrado un trabajo de efectos especiales de primer nivel para animar a los personajes robóticos y para crear el entorno visual, y esta entrega no fue la excepción. La película sigue siendo un viaje divertido si tu interés es disfrutar del último trabajo de Michael Bay en el universo Transformers, pero El Último Caballero es, en última instancia, una película olvidable y sin importancia.

El Destino de Júpiter - 26%

El Destino de Júpiter es una deslumbrante ópera espacial; una película de esas que muestran un magnífico CGI, pero una historia ridícula y sin sentido. Claramente, es un intento fallido de crear un mundo especial mitológico, pero su filosofía es muy superficial, sus actuaciones son malas, el enfoque no es el adecuado y su base no es lo suficientemente sólida para diferenciarse de películas como Star Wars o Thor. La mayor parte de sus problemas viene de un guión escrito y dirigido por las hermanas Wachowski que no pudieron evitar las características de Matrix - 87%, pero usadas mal y de una manera aburrida. Un desperdicio total para un colosal y épico CGI.

Prometeo - 73% / Alien: Covenant - 69%

El regreso de Ridley Scott al universo de Alien fue, por decir lo menos, decepcionante, ya que no ofreció nada nuevo, sin embargo, los diseños conceptuales creados originalmente por H.R. Giger siguen siendo atemporales, magníficos. Prometeo y su secuela, Alien: Covenant, son intentos de explorar y rehacer el espíritu de las entregas que las precedieron. Sin duda, ambas películas son absolutos logros visuales, ya que la creación de otros planetas y mundos están diseñados con completa creatividad y estética. Pero la decisión de volver a explorar el universo alienígena no tiene sentido; las películas están mal escritas y no suman nada a las películas originales.

Un cuento de invierno - 13%

La ópera prima de Akiva Goldsman adapta la novela homónima del escritor estadounidense Mark Helprin, quien se la ofreció a Martin Scorsese en 2002, quien a su vez se negó a llevarla a la pantalla grande alegando que se trataba de un texto inadaptable. Un Cuento de Invierno es un cuento de hadas ambientado en una mítica ciudad de Nueva York en 1916, sigue a un ladrón y su misterioso caballo alado que se enamora de una mujer cuya casa tenía la intención de robarla.

La historia suena interesante y hermosa, trata del amor, la muerte, las criaturas míticas y la reencarnación, sin embargo, la adaptación fue superficial, pero los efectos especiales fueron deslumbrantes ya que crearon una estética de cuentos de hadas.

Lee también: Los mejores villanos de CGI del cine

Battleship - 34%

Battleship es una aventura de acción de escala épica en el mar, rica en efectos visuales y explosiones. La historia sigue a las tripulaciones de un pequeño grupo de buques de guerra que se ven obligados a luchar contra una flota naval de origen extraterrestre. Si bien la premisa es muy llamativa, el resultado fue una película superficial e incoherente que intenta llenar sus vacíos con magníficas secuencias de acción en las que destacan sus efectos visuales. Battleship está llena de logros técnicos, pero carece de idea o propósito.

Animales Fantásticos: Los Crímenes de Grindelwald - 48%

Animales Fantásticos: Los Crímenes de Grindelwald tiene una de las peores ediciones en la historia del cine, por si fuera poco, no tiene una base narrativa sólida y, por supuesto, no está a la altura de las películas originales de Harry Potter, sin embargo, la película es visualmente increíble, hermosa. La creación de las criaturas es única, y la ambientación de la Francia y el Nueva York de los años 20 es impecable. La película se beneficia de la estética de Harry Potter, pero su principal problema es la manera en que la historia de “Animales Fantásticos” se ha extendido para crear toda una saga.

Elysium - 67%

Dirigida por Neill Blomkamp, Elysium tiene todos los elementos, el aspecto y la sensación para ser una de las películas favoritas de todos los fans del género, pero, aunque su historia es de herencia orwelliana, carece de la profundidad que engancha a la audiencia. La película promete mucho gracias a sus ideas audaces y su excelencia visual, pero no hace los suficiente para crear una experiencia memorable. Elysium es una película que se ve excepcionalmente fresca y especial, una verdadera creación, pero es bastante fallida.

La Vigilante Del Futuro: Ghost In The Shell - 44%

A pesar que esta producción estadounidense tenía un presupuesto de más de US$110 millones, esto no fue suficiente para que estuviera a la altura del anime original, ya que la complejidad y encanto que muestra la primera siguen siendo únicos.

Si bien la historia es complicada y abarca muchos temas, la película original se las ingenia para destacar esas ideas y crear un paisaje psico-cibernético en el que se explora la relación de la naturaleza humana y la memoria, con un entorno tecnológico. Aunque la película en live-action logró construir un entorno visualmente impresionante, no logró capturar la complejidad y el trasfondo filosófico existencial de la original.

La Cumbre Escarlata - 71%

La Cumbre Escarlata es de esas películas que suena genial en papel, que está llena de estrellas y un director hábil, Guillermo del Toro, sin embargo, es una cinta fallida. A pesar de eso, la película tiene un estilo fascinante y un tono muy especial: su estética es sangrienta y está bellamente filmada. Contando con un diseño gótico increíble, su aspecto visual es bastante acertado ya que logra generar terror en la audiencia. Cada detalle es fantástico y mágico.

47 Ronin: La Leyenda del Samurai - 15%

47 Ronin fue una de las grandes decepciones en taquilla a pesar de que contó con Keanu Reeves. Pero, pese a ser un completo fracaso, las secuencias de acción son bastante buenas, inspiradas en las artes marciales samurái y las películas de Akira Kurosawa. La creación de un Japón místico es fascinante, teniendo en cuenta que se filmó completamente en Europa. El equipo de efectos especiales logró diseñar un paisaje magnífico y aspectos visuales hermosos, por lo que, su CGI se siente totalmente desaprovechado.

También podría interesarte: Los peores villanos de CGI del cine

Comentarios

  • Tomatazos (1)

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos