Artículos

Entrevista | Esto no es Berlín: el anhelo y la búsqueda de identidad de toda una generación

Hablamos con el director de Esto no es Berlín acerca de esta película con la que echa un vistazo a su adolescencia

Artículos

Entrevista | Esto no es Berlín: el anhelo y la búsqueda de identidad de toda una generación

Hablamos con el director de Esto no es Berlín acerca de esta película con la que echa un vistazo a su adolescencia

POR Alejandra Lomelí -

Hari Sama nunca pasa inadvertido. Más conocido en el círculo del cine independiente, el mexicano está a días de estrenar su primera película industrial, la más accesible para el público común, por así decirlo. El título es Esto no es Berlín - 95%, y a pesar de retratar la estridente contracultura de los años ochenta, es un trabajo muy personal que continúa la tradición de una filmografía intimista en la que destacan títulos como El sueño de Lu, Despertar el Polvo y SUNKA RAKU: Alegría Evanescente.

Podría interesarte: Esto no es Berlín ya tiene calificación de la crítica

Tuvimos la oportunidad de hablar con Hari Sama sobre esta película que tuvo su premier en el Festival de Cine de Sundance a inicios de este año, donde compitió en la selección oficial internacional, lugar donde recogió buenas críticas de medios estadounidenses. En esta charla, una pregunta obligada fue precisamente ese aparente cambio de timón, pero cuyo trasfondo es el mismo de sus películas anteriores:

…hay un punto en el que eso parece, incluso a mí también me parecía como lo más distinto que he hecho, luego me di cuenta que tiene la misma estructura como entender el dolor y ver qué se puede hacer con eso. Creo que eso es algo que hacen estos personajes que están descubriendo quiénes son (…) Lo que sí es verdad es que la dinámica de filmación fue muy diferente, fue una película más grande con mucha decoración de época, espacios, vestuarios… fue muy complicada en ese sentido. Había hecho mis tres películas anteriores tan delicadas y tan intimistas, incluso que son para la gente que le gusta mucho el cine profundo. Y creo que eso me benefició mucho porque me dio mucha libertad de ir entendiendo cómo era mi manera de trabajar con el actor, por ejemplo; de no perder de vista lo indispensable en una película que es que, no sufran jamás las relaciones humanas que son lo que sostienen una película.

Es, en muchos sentidos, una película íntima en un registro adolescente y de despertar a la vida, por lo tanto, una coming of age en la que el director echa una mirada a su pasado. Sí, Esto no es Berlín es un relato con tientes autobiográficos que describe una época difícil para los artistas y para los adolescentes que están descubriendo su identidad.

…están descubriendo quiénes son. Les tocó un medio ambiente que no era favorable para el espíritu más delicado que tienen, y este ambiente, sin que ellos se dieran cuenta, los estaba aplastando y, sin embargo, encuentran en el arte una cosa muy luminosa a pesar de que ahí mismo también hay excesos y una decadencia enorme, pero también hay espacio de reflexión.

Esto no es Berlín gira en torno a Carlos (Xabiani Ponce de León), un chico de diecisiete años cuyos intereses son la música y Rita (Ximena Romo), la hermana de su mejor amigo, Gera (José Antonio Toledano). Su vida monótona termina cuando la banda gótica de Rita los introduce a un club nocturno clandestino llamado “El Azteca”. Ambos quedarán embelesados con este mundo de performances, ambigüedad sexual y drogas. Pero en esta exploración de sus nuevas identidades, también se pondrá a prueba su amistad.

Lee también: Ya Nadie Toca el Trombón: El cortometraje que recuerda la tragedia de Ayotzinapa

Al desarrollarse en la década de 1980, uno de los retos fue la ambientación y lograr reproducir esa época desde la escritura. Sama escribió el guión en conjunto con Max Zunino y Rodrigo Ordoñez para desarrollar una historia en la que el director “Quería realmente jugar un poco con mi pasado y hablar de esta época peculiar que me tocó vivir, los ochentas; una relación peculiar con la familia y al mismo tiempo con este grupo de artistas muy radicales”, nos compartió.

Aunque la música fue el aspecto fundamental para la construcción de esta película, el director cuenta entre sus influencias varios textos de Patti Smith, los cómics de Neil Gaiman y el aspecto realista de la fotografía de la película Fish Tank - 90%, de Andrea Arnold, ya que quería una fotografía realista “Que no endulzara de más o que no intentara dulcificar, o teatralizar, los ochentas”.

Pero el objetivo de Esto no es Berlín es hablar de la búsqueda de la identidad y de los distintos Méxicos que tiene el país. En este sentido, el director finalizó:

Esto no es Berlín significa un anhelo de los artistas de aquella época. Si esto no es Berlín es porque simplemente es México y en ese tiempo no se podía hacer nada, no tenían permiso de hacer nada los jóvenes. Y luego, tiene que ver con una cosa más metafórica: quién eres, cuál es tu identidad. Fundamentalmente de eso va la película. Es una peli sobre la búsqueda de la identidad propia y de la lucha para el respeto de esa identidad. Entonces, creo que por ahí está, esa cuestión metafórica, así como la cosa más práctica de hablar de este mundo de artistas que están viendo con añoranza su era.
Y también la pregunta de bueno, si esto no es Berlín, ¿qué es? Es México, pero ¿qué México es? ¿cuántos Méxicos hay? También es una película en la que se ven retratados muchos Méxicos distintos.

También podría interesarte: Entrevista | Tiempo sin Pulso: Emociones cinematográficas

Esto no es Berlín - 95% estrena el 12 de diciembre bajo el sello Cinépolis Distribución.

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos