Noticias

El hijo de Woody Allen que destapó a Harvey Weinstein y se vengó de su padre

El único hijo biológico de Woody Allen y Mia Farrow fue uno de los que destaparon a Harvey Weinstein como acosador y abusador

El acoso y abuso sexual han estado presentes en Hollywood desde hace mucho tiempo, pero con el escándalo del productor Harvey Weinstein y sus abusos a muchas actrices por décadas, la atención de todo el mundo se ha centrado en este viejo problema que por tanto tiempo se ha pasado por alto o se ha aceptado descaradamente.

También te puede interesar: Harvey Weinstein es expulsado de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas

Otro de los personajes más polémicos por un escándalo sexual es Woody Allen, debido a la acusación de su hija adoptiva, Dylan Farrow, de abusar de ella en repetidas ocasiones cuando era una niña; ahora los reflectores han vuelto a apuntar al cineasta de origen judío porque uno de los hombres detrás de la investigación que destapó a Harvey Weinsten es su único hijo biológico con la actriz Mia Farrow: Ronan Farrow.

Ronan vivió en carne propia la guerra mediática entre sus padres, cuando Woody Allen dejó a su esposa por una hija adoptiva de la actriz. Cuando esto sucedió el director se quedó sin compañía que financiara sus cintas, pero hubo alguien que decidió apoyarlo a pesar de todo… Harvey Weinstein. Dentro de Miramax, Allen realizó las películas Balas Sobre Nueva York - 96% y Poderosa Afrodita - 77%.

A diferencia del hijo adoptivo de Woody Allen, Moses Farrow, que acusó a su madre de lavar el cerebro a su hermana y de inventar el abuso sexual, Ronan Farrow se convirtió en activista, asesor político y reportero, de acuerdo a El País, también en el mayor defensor de su madre.

También te recomendamos: Woody Allen causa polémica por retratar la relación de una chica de 15 años y un mayor en su nueva película

En 2014, Dylan Farrow publicó en The New York Times una extensa carta donde narraba a detalle cómo el reconocido cineasta había abusado sexualmente de ella, “Sin embargo, a una persona poderosa le es muy fácil entorpecer una acusación de abusos sexuales. Enseguida aparecieron expertos que impugnaron mi credibilidad. Médicos dispuestos a usar sus armas psicológicas contra una niña que había sufrido esos abusos.”

Allen contestó con otra carta donde declaraba que Mia Farrow había inventado toda la historia y había llenado de odio a sus hijos contra él; el director se defendió y citó a su hijo adoptivo Moses para demostrar que la madre estaba detrás de todo, pero hasta la fecha las opiniones están divididas, y algunos creen con seguridad en la historia publicada por Dylan, mientras que otros no están tan seguros y dudan de ésta.

Lo cierto es que una acusación de este tipo no puede ignorarse nada más, y menos ahora que a principios del mes de octubre dos reporteras de The New York Times publicaron un artículo sobre Harvey Weinstein que lo expuso como un acosador, y cinco días más tarde, Ronan Farrow publicó un artículo en The New Yorker que venía preparando desde tiempo atrás, y donde se mencionaba la palabra “violación”.

Poco más de un año atrás, el hijo del director había publicado en The Hollywood Reporter un artículo de opinión titulado “My Father, Woody Allen, and the Danger of Questions Unasked” (Mi padre, Woody Allen, y el peligro de las preguntas sin hacer). De acuerdo a El País, semanas después de que ese texto viera la luz, Ronan comenzó su investigación sobre Harvey Weinstein.

También lee: Miedo y asco en Hollywood: el caso Harvey Weinstein y otros clósets con esqueletos

En el artículo de Ronan se mencionaba que el poderoso productor abusó de al menos tres mujeres de las que le contaron su testimonio, entre las cuales estaba Asia Argento y una aspirante a actriz llamada Lucia Evans. Después de esto vinieron las declaraciones y nuevas historias de acoso y abuso como las de Gwyneth Paltrow, Angelina Jolie, Lena Headey, Cara Delevingne, Rose McGowan y muchas más.

En 2014 Mia Farrow insinuó que Ronan podía ser realmente hijo de su primer esposo, el cantante Frank Sinatra, pero lo cierto es que su figura paterna fue Woody Allen, y al seguir del lado de su madre es más que evidente su postura respecto a éste. Ahora varios medios han interpretado esto como una venganza hacia su padre por lo que su hermana dice haber sufrido, al acabar con la reputación del hombre que produjo sus películas en los 90.

El director de Dos Extraños Amantes - 98% fue cuestionado por la BBC tras el escándalo de Weinstein y esto fue lo que dijo:

La situación es muy triste para todas las personas que están involucradas. Trágico para las pobres mujeres, triste para Harvey porque su vida está hecha un desastre. No hay ganadores en esto. Es muy, muy triste y trágico para las mujeres que tuvieron que vivir esto.
No quieres que esto se convierta en una cacería de brujas, en una atmósfera como de Salem, en la que cada hombre que le guiñe el ojo a una mujer tenga que llamar a su abogado para defenderse. Eso tampoco está bien. Pero claro, uno espera que algo como esto pueda ser transformado en un beneficio en lugar de ser solamente triste y trágico.

No te vayas sin leer: Quentin Tarantino admite que sí conocía los rumores sobre Harvey Weinstein y decidió no hacer nada al respecto

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos