Artículos

Francis Ford Coppola: sus mejores películas según la crítica

Figura imprescindible del cine estadounidense, Francis Ford Coppola se ha caracterizado por ser uno de los cineastas más apasionantes y visionarios en la historia del séptimo arte

El cine estadounidense no podría prescindir de una figura como Francis Ford Coppola, uno de los directores más influyentes de la industria desde la década de 1970 cuando ocurrió el movimiento del Nuevo Hollywood, del cual participó al lado de sus amigos Martin Scorsese, Steven Spielberg, Brian De Palma y George Lucas. Si bien, el director emergió como uno de los mejores y más apasionados de su generación, también ha sido uno de los más erráticos, aunque en ningún momento se pone en duda su maestría.

Podría interesarte: Apocalipsis Ahora (Apocalypse Now), de Francis Ford Coppola, ¿qué dijo la crítica de este clásico?

Hijo del compositor y director de orquesta Carmine Coppola y de Italia Coppola, actriz, Francis Ford Coppola nació el 7 de abril de 1939 en Michigan, Estados Unidos, en una familia relacionada al mundo del cine: además de sus padres, es hermano de la actriz Talia Shire, tío de Nicolas Cage y Jason Schwartzman, y padre de la aclamada directora Sofia Coppola y del también director y guionista Roman Coppola; además, su esposa, Eleanor Coppola es documentalista, guionista y directora de cine. Criado en Nueva York, enfermó gravemente de poliomielitis durante su niñez, la poca movilidad lo obligó a permanecer en cama, así su única distracción fueron las marionetas y las películas familiares en Súper 8.

Fue a la edad de 18 años cuando, tras ingresar a la Universidad Hofstra e inscribirse en Artes Dramáticas, donde llamaría la atención por su montaje de Un tranvía llamado deseo y conocería a varios de sus colaboradores como a los futuros productores Ronald Colby y Robert Spiotta, quienes le ayudarían a producir El Padrino, así como a los actores James Caan y Lainie Kazan.

Pero Coppola empezó a hacer películas hasta principios de 1960, y si bien sus primeros trabajos fueron cintas eróticas de bajo presupuesto, su producción cambió cuando conoció a Roger Corman en 1962. Corman, el rey del cine de explotación, vio en el joven director a un talento en ciernes y a un chico al que podría instruir en el arte del cine; un momento determinante para los dos ya que Coppola se convirtió eventualmente en el asistente personal de Corman, mientras aprendía el oficio. A partir de aquí, empezaría su carrera en serio.

Dementia 13 se considera la ópera prima de Francis Ford Coppola, sin embargo, es su primer largometraje acreditado. Producido por Roger Corman y estrenada en 1963, se trata de un filme de terror de bajo presupuesto. Pero fue en 1966 cuando estrenó su primer título destacable: You’re a Big Boy Now, un filme prácticamente autobiográfico en el que trató temas como la búsqueda de independencia.

Aunque siguió realizando películas de encargo, Frod Coppola descubrió que las historias personales eran con las que obtenía la atención de la crítica y el público como, por ejemplo, The Cotton Club o el reconocimiento que obtuvo con The Rain People, película con la que ganaría la Concha de Oro en el Festival de cine de San Sebastián en 1969.

Si bien resulta imposible hablar de forma detallada de su carrera, es preciso apuntar que en 1970 se consagró con su ambiciosa y perfecta adaptación de la obra de Mario Puzo , El Padrino - 99% y su continuación en El Padrino: Parte II - 97%; mención especial merece Apocalipsis Ahora, que junto a la trilogía de El Padrino conforman sus títulos más emblemáticos, aunque su realización supuso una de sus mayores pruebas a las que se enfrentó como director. Francis Ford Coppola ha ganado 5 premios Óscar, tres de ellos como guionista por Pelotón - 88%, El Padrino y El Padrino: Parte II; uno como director (El Padrino: Parte II) y uno como productor (El Padrino: Parte II, y es el segundo cineasta que ha recibido tres estatuillas por una misma película tras Billy Wilder, y el primero en ganarlos por una secuela. También ha ganado en dos ocasiones la Palma de Oro de Cannes por La Conversación - 98% y Apocalipsis Ahora - 99%.

Pero, es difícil hacer una biografía detallada de este maestro del cine, por eso, a continuación, repasamos sus mejores películas de acuerdo a la opinión de la crítica.

Lee también: Actor confiesa que su violenta escena de golpiza en El Padrino fue real

Apocalipsis Ahora - 99%

Adaptación muy libre de la novela El corazón de las tinieblas de Joseph Conrad. Durante la guerra de Vietnam, al joven Capitán Willard, un oficial de los servicios de inteligencia del ejército estadounidense, se le ha encomendado entrar en Camboya con la peligrosa misión de eliminar a Kurtz, un coronel renegado que se ha vuelto loco. El capitán deberá ir navegar por el río hasta el corazón de la selva, donde parece ser que Kurtz reina como un buda despótico sobre los miembros de la tribu Montagnard, que le adoran como a un dios. Con un rodaje complicado en el que no faltaron las exigencias de Marlon Brando a Coppola, el director mantuvo a flote esta producción, de hecho, en el marco del Festival de Cannes, el cineasta mencionó: “Mi película no trata sobre Vietnam. Mi película es Vietnam”. Calificada como alucinante e inolvidable, y ganadora de la Palma de Oro del Festival de Cannes, el crítico Michael Wilmington añadió en su reseña para Chicago Tribune:

Magnífica de ver, emocionante, ingeniosa, fascinante y magníficamente realizada en todos los niveles, no es sólo una de las mejores películas del año o la década, sino de todos los tiempos.

El Padrino - 99%

En América en los años 40, Don Vito Corleone (Marlon Brando) es el respetado y temido jefe de una de las cinco familias de la mafia de Nueva York. Tiene cuatro hijos: Connie (Talia Shire), el impulsivo Sonny (James Caan), el pusilánime Fredo (John Cazale ) y Michael (Al Pacino), que no quiere saber nada de los negocios de su padre. Cuando Corleone, en contra de los consejos de 'Il consigliere' Tom Hagen (Robert Duvall), se niega a participar en el negocio de las drogas, el jefe de otra banda ordena su asesinato. Empieza entonces una violenta y cruenta guerra entre las familias mafiosas. Uno de los mayores éxitos de crítica y comerciales de Hollywood, El Padrino es considerada una película que no sólo trasciende las expectativas, sino que estableció los puntos de referencia para el nuevo cine americano. En su reseña para San Francisco Chronicle, Edward Guthmann afirmó:

Coppola ha elaborado una perdurable e indiscutible obra maestra.

La Conversación - 98%

Escrita y dirigida por Francis Ford Coppola, La Conversación sigue a Harry Caul (Gene Hackman), un detective de reconocido prestigio como especialista en vigilancia y sistemas de seguridad, es contratado por un magnate para investigar a su joven esposa, que mantiene una relación con uno de sus empleados. La misión, para un experto de su categoría, resulta a primera vista inexplicable, ya que la pareja no ofrece ningún interés alguno. Sin embargo, cuando Harry da por finalizado su trabajo, advierte que algo extraño se oculta tras la banalidad del caso, ya que su cliente se niega a identificarse, utilizando siempre intermediarios. Ganadora de la Palma de Oro de Cannes en 1974, este thriller significó uno de los puntos más alto en la filmografía del director por su técnica y narrativa, visionario al momento de aproximarse al rol de la tecnología en la sociedad. En su reseña para Chicago Reader, Don Druker apuntó:

Coppola maniobra para convertir un thriller experto en el retrato de un conflicto entre la costumbre y la responsabilidad, sin dejar que los niveles de tensión soterrados o la compleja trama se embarren.

El Padrino: Parte II - 97%

El Padrino: Parte II continúa la historia de los Corleone a través de dos historias paralelas: la elección de Michael (Al Pacino) como jefe de los negocios familiares y los orígenes del patriarca, Don Vito Corleone (Robert De Niro), primero en su Sicilia natal y posteriormente en Estados Unidos, donde, empezando desde abajo, llegó a ser un poderosísimo jefe de la mafia de Nueva York. Sostenida en las sólidas actuaciones de Pacino y De Niro, igualó la maestría de la anterior, aunque para algunos, esta entrega es la mejor de toda la trilogía. En su reseña para Hollywood Reporter, John H. Dorr subrayó:

Una producción admirable y responsable, un poco menos perturbadora que su predecesora, pero con una gran epopeya histórica que estudia la naturaleza del poder en el patrimonio de los Estados Unidos.

Apocalypse Now Redux - 93%

En 2001, Francis Ford Coppola presentó en el Festival de Cine de Cannes la versión Redux de Apocalipsis Ahora, la cual consiste un nuevo montaje de la película, extendiendo su metraje a tres horas y media de duración. Esta reedición conquistó a la crítica y a los fans, convirtiéndose de inmediato en un filme de culto tal y como ocurrió con la original. En su reseña para Mountain Xpress, Ken Hanke acentó:

La nueva versión añade un peso y profundidad que falta en el corte original.

El Poder de la Justicia - 82%

Rudy Baylor (Matt Damon), un joven recién licenciado en derecho, y un veterano empleado de despacho de abogados (Danny DeVito) se alían para enfrentarse a un prestigioso bufete que trabaja al servicio de una poderosa compañía médica de seguros. El caso del que se ocupan, el de un joven moribundo, irá adquiriendo dimensiones cada vez más inquietantes. El Poder de la Justicia conquistó a la crítica por sus fuertes actuaciones y una dirección sólida a cargo de Coppola. En su reseña para The New York Times, Janet Maslin aseguró:

Con un desfile de coloridas interpretaciones de un reparto constantemente sorprendente, ‘The Rainmaker’ es la mejor y más aguda película de Coppola en años.

Drácula, de Bram Stoker - 79%

En el año 1890, el joven abogado Jonathan Harker viaja a un castillo perdido de Transilvania, donde conoce al conde Drácula, que en 1462 perdió a su amor Elisabeta. El Conde, fascinado por una fotografía de Mina Murray, la novia de Harker, que le recuerda a su Elisabeta, viaja hasta Londres "cruzando océanos de tiempo" para conocerla. Ya en Inglaterra, intentará conquistar y seducir a Lucy, la mejor amiga de Mina. La aproximación de Francis Ford Coppola al mítico Drácula reivindicó la figura de esta creación de Bram Stoker tras décadas en las que se había ridiculizado, además de tener actuaciones sólidas a cargo de Winona Ryder y Gary Oldman. En su reseña para CinemaBlend, Brian Holcomb elogió:

... la grandeza de la película no está en las actuaciones ni en la narración. Esto es puro cine en sí mismo.

También podría interesarte: El Padrino: Cómo fue recibida por la crítica y el público italiano e italoamericano

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos