Artículos

Una Vida Oculta | Top de críticas, reseñas y calificaciones

Con el sello inconfundible de Terrence Malick, una cinta centrada en el sentido de la vida y la comprometida defensa de las propias convicciones.

Escrita y dirigida por Terrence Malick (director de El Árbol de la Vida - 84% en 2011, película que le hiciera merecedor de la Palma de Oro; así como de La Delgada Línea Roja - 79% en 1999) Una Vida Oculta - 70% (A Hidden Life) es una película dramática basada en una historia real, co-producción Estados Unidos-Alemania protagonizada por August Diehl y Valerie Pachner. Con 174 minutos de duración, la cinta integra además en su reparto las actuaciones de Matthias Schoenaerts, Michael Nyqvist, Jürgen Prochnow, Bruno Ganz, Joel Basman, Alexander Fehling y Franz Rogowski, entre otros.

Quizá puede interesarte también: Terrence Malick habla sobre su proceso creativo

Basada en hechos reales, Una Vida Oculta nos presenta la historia de una joven pareja de campesinos austriacos integrada por Franz Jägerstätter (interpretado por August Diehl) y Franziska (encarnada por Valerie Pachner). Habiéndose conocido y enamorado antes de la detonación de la Segunda Guerra Mundial, su relación se vera afectada cuando dicho conflicto estalle y Franz se niegue a jurar lealtad a Hitler, así como a combatir a favor del Tercer Reich, tras la anexión del territorio austriaco por parte de la Alemania nazi. Siendo un hombre de sólida fe, soportará la prisión e interminables acusaciones de antipatriotismo, llegando a su ejecución en 1943, lo que le valdría a la postre ser declarado mártir, así como su beatificación.

Una cinta completamente fiel a la esencia de su director, siendo este el mejor Malick de los últimos años, quizá, en cuanto a calidad cinematográfica se refiere. Con una narrativa en la que resulta difícil no empatizar con los devenires de su protagonista, la película consigue convertirse perfectamente tanto en una experiencia como en una reflexión personal sobre el sentido de la vida. No obstante a las incuestionables virtudes de Una Vida Oculta, entre las cuales se encuentran su extraordinaria belleza visual, su director acarrea al mismo tiempo aquellos vicios narrativos que de igual forma lo identifican, siendo el más evidente su tendencia a extender las reflexiones filosófico-religiosas de sus cintas.

No te vayas sin leer: Las 10 películas favoritas de Roger Ebert

En seguida una breve recopilación de críticas y reseñas referentes a Una Vida Oculta:

Alonso Díaz de la Vega reseña para Cine Premiere:

Una Vida Oculta nos muestra un Malick más limitado en ideas políticas, filosóficas y estéticas, que el que nos había desilusionado en los últimos años.

Diego Batlle, de Otros Cines, escribe:

… el mítico director estadounidense recupera su mejor forma, aunque con ciertos vicios que, a esta altura, son también su marca de fábrica…

Para Christian Science Monitor, Peter Rainer señala:

A pesar de sus fallas, la película logra ser una especie de experiencia religiosa. Tiene un poderoso sentido de la inmanencia de la vida.

Ann Hornaday destaca para Washington Post lo siguiente:

Una Vida Oculta es indiscutiblemente el mejor trabajo que Malick ha producido en ocho años, como un examen de fe, convicción y sacrificio, pero también como prueba de concepto se su propio estilo idiosincrásico.

Richard Roeper, de Chicago Sun Times, resalta:

Admiras a este hombre y su devoción. Estás furioso con él porque nadie en el mundo sabrá o se preocupará por su sacrificio…

Moira MacDonald opina para Seattle Times:

Puedes imaginar cómo otros cineastas podrían abordar esto, es una historia bellamente cinematográfica, pero nadie más la filmaría como Malick.

Para Boston Globe, Ty Burr menciona:

La película es demasiado larga pero digna, con los tics cinematográficos ya estandarizados de Malick: parejas retozando idílicamente en los prados, murmullos en la banda sonora, acumulando un peso grande y justo.

Barry Hertz, del Globe and Mail, apunta:

Aquí hay familiaridad, pero también sinceridad. Todo esto es parte de la búsqueda cinematográfica de Malick para siempre de la verdad y la belleza en medio de un mundo que prefiere las mentiras y la vulgaridad: podemos optar por continuar al lado o dejarlo.

Diego Lerer refiere para Micropsia:

El problema de la obra de Malick en esta década sigue siendo el mismo: no son películas sino sermones de algún tipo de pastor evangélico ilustrados con bellas imágenes.

En tanto que para Jake Wilson de The Age (Australia):

El drama carece de tensión interna. En lugar de luchar consigo mismo, como lo hacen otros héroes de Malick, Franz sigue siendo un noble trabajo de cera irremediablemente fiel a sus propias convicciones.

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos