Artículos

El Traficante | Un viaje turbulento que aterriza de milagro

El filme de suspenso apenas logra mantener la atención del espectador, pero es importante destacar que las mejores partes son gracias a su actor principal: Daniel Radcliffe.

Artículos

El Traficante | Un viaje turbulento que aterriza de milagro

El filme de suspenso apenas logra mantener la atención del espectador, pero es importante destacar que las mejores partes son gracias a su actor principal: Daniel Radcliffe.

POR Gabriel Escogido -

Probablemente Daniel Radcliffe es el actor más exitoso del trío de protagonistas de la saga Harry Potter. También es el que ha tenido interpretaciones dignas de ser aclamadas por la crítica gracias a la elección de personajes que le han demandado más registros, como la extraña y fantástica Un Cadáver para Sobrevivir - 69% de Dan Kwan y Daniel Scheinert . Desafortunadamente igual ha aparecido en más de una película cuyo guión ha dejado mucho que desear y ese es el caso de El traficante - 29%, una producción que se pierde entre los géneros que intenta abordar.

No te pierdas: Estas son las razones por las que Daniel Radcliffe necesitaba deshacerse de Harry Potter

Sean (Radcliffe) es un exmilitar que es expulsado del ejército por traficar drogas y debe realizar un último trabajo al pilotear una avioneta en pobre estado a través de la frontera entre Estados Unidos y México. En un intento por redimirse, consigue ponerse en contacto con la DEA para entregar a los criminales a cambio de que le renueven su seguro social para así brindarle el tratamiento necesario a su esposa Jen (Grace Grummer), quien padece cáncer.

Aunque la trama de la película plantea una serie de conflictos que pondrán al protagonista en una carrera contra el tiempo, el director sueco Jesper Ganslandt no consigue explotar en El Traficante ninguno de estos elementos y sí logra que en la segunda parte del largometraje el público pierda el interés. Radcliffe lleva sobre sus hombros el peso de la película, y se arriesga a pesar del libreto sin mayores sorpresas o giros transformadores de los personajes.

Hay tantos problemas de ritmo con la película que en los primeros 20 minutos el protagonista se la pasa tomando llamadas tanto del agente de la DEA como de su esposa, que cada vez desconfía más de sus viajes de trabajo, además del jefe criminal para el que está realizando el trabajo especial. El filme intenta revelar poco a poco los eventos que llevan a Sean a estar en esa situación pero es justo esa falta de información, en el intento de mantener el misterio, lo que vuelve confusa la historia.

A través de diferentes flashbacks se va esclareciendo la relación amorosa del piloto, su pasado como traficante y su intento de redimirse. Entonces se revela otro problema de la película: la edición. Imágenes sin cohesión que el público no alcanzará a distinguir a qué viene esa colección de escenas. La cinta se siente dividida entre el drama romántico de la pareja y el thriller criminal y cuando finalmente consigue ponerlas en colisión, el libreto las resuelve de un modo en que nunca vemos esa evolución, por ocuparse más en montar una secuencia de acción para resolver la subtrama delictiva.

Te recomendamos: Mira a Daniel Radcliffe en su audición para Harry Potter

La película tiene grandes problemas de iluminación, el trayecto es realizado durante la madrugada debido quizá a la falta de ingenio para crear efectos verosímiles de viajar en una avioneta, en donde sucede el 75 por ciento del filme. El Traficante se salva gracias a la actuación de Radcliffe que logra conectar con el público, a pesar del predecible final.

El traficante - 29% pierde el rumbo entre dos subtramas. El espectador quedará agradecido con el final de este triste intento de thriller.

Continúa leyendo: Daniel Radcliffe revela lo que opina de Johnny Depp en Animales Fantásticos y Dónde Encontrarlos: Los Crímenes de Grindelwald

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos