Artículos

Películas de superhéroes que no están basadas en cómics

Porque no todos los personajes con capa y poderes provienen de las páginas de los cómics, aquí les dejamos varios ejemplos originales

Cada década suele estar marcada por uno o varios géneros que son los favoritos del público en el cine. Algunos trascienden épocas y siguen siendo populares como el horror / terror o las comedias románticas, pero hay un subgénero de la fantasía y la ciencia ficción que desde hace al menos diez años comenzó a ser lo más consumido por la audiencia: el cine de superhéroes.

También te puede interesar: Las mejores películas de superhéroes según la crítica

Gracias al Universo Cinematográfico de Marvel, el universo de X-Men de Fox y el Universo Extendido de DC, los fanáticos de los encapuchados han tenido suficiente variedad para disfrutar de lo que más les gusta. Con sagas tan memorables como la de Batman: El Caballero de La Noche - 94% de Christopher Nolan, DC ha alcanzado sus puntos más altos de calidad, pero en los últimos cinco años la compañía se ha visto opacada por el monstruoso MCU, el cual se convirtió en la franquicia más taquillera de todos los tiempos y no parece tener rival.

Héroes y superhéroes. ¿Cuál es la diferencia? El término héroe se usa para designar al protagonista de una obra de ficción, a alguien que realiza un acto admirable y que inspira a los demás, y en la antigüedad a hombres valientes que realizaban hazañas dignas de recuerdo, y que a veces eran hijos de los mismos dioses y por lo tanto tenían habilidades sobrehumanas.

Los superhéroes, aunque llevan en su ADN a aquellos héroes legendarios como Hércules, Beowulf o Robin Hood, son una creación del siglo XX, el cual los vio nacer y representar los valores e inquietudes de la sociedad de su tiempo. Aunque muchos superhéroes cuentan con poderes extraordinarios, no es un requisito para que lo sean, pues como descendientes de la ciencia ficción que son, tenemos ejemplos como Batman o Iron Man cuyos únicos poderes son la inteligencia y el enorme poder adquisitivo que les permite contar con tecnología increíble.

También te recomendamos: Las películas de superhéroes más taquilleras de la historia

Pero aquí no venimos a hablarles sobre esos personajes de cómics que todos conocemos, sino de los que surgieron de mentes creativas y fueron llevados a la pantalla grande de forma exitosa y a veces no tanto. Aunque el cine de superhéroes también se podría dividir en varios subgéneros, meteremos en el mismo costal a los antihéroes, e incluso pusimos a una cinta que está en contra de los superhéroes y del tipo de cintas en las que aparecen.

Desde familias y chicos inadaptados con superpoderes hasta personajes quijotescos que se atreven a enfrentar el mundo real siguiendo el ejemplo de los justicieros de la ficción, aquí les dejamos nuestra lista de películas de superhéroes que no son basadas en cómics.

Los Increíbles - 97% / Los Increíbles 2 - 90%

Dos de las mejores cintas del cine de superhéroes surgieron de la mente de Brad Bird, director que hace un homenaje a diversos superhéroes con los que creció. La familia Parr (los protagonistas) tiene un gran parecido con Los Cuatro Fantásticos de Marvel por los poderes de varios de sus miembros, aunque también se rinde tributo a los velocistas como Flash y Mercurio en Dash. Frozono es un personaje muy similar en sus poderes a Ice Man, también de Marvel. La secuela tardó 14 años en llegar a los cines pero valió mucho la pena.

Iván Portillo en Naranjita cine sobre Los Increíbles 2:

...construye un nuevo ideal de cine de autor, replantea las historias de superhéroes y nos regala otras dos horas de puro entretenimiento familiar.

Birdman o (La Inesperada Virtud de la Ignorancia) - 91% 91

Escrita y dirigida por Alejandro González Iñárritu, cuenta la historia de un actor famoso por interpretar al superhéroe Birdman, quien ahora busca tener éxito en Broadway mientras lucha por montar una obra. Días previos al estreno cae en una crisis existencial, que incluye miedo al fracaso, ansias de recuperar a su familia, preocupaciones económicas y crisis de la edad madura.

Richard Roeper reseñó para el Chicago Sun-Times:

Es extraña, hermosa y única, sin duda, una de las mejores películas del año.

RoboCop: El Defensor del Futuro - 88%

El protagonista de esta película está inspirado en un antihéroe de los cómics británicos, el Juez Dredd, así como en el superhéroe ROM, de Marvel. RoboCop cuenta con un guión escrito por Edward Neumeier y Michael Miner , y trata sobre un policía honesto que casi pierde la vida a manos de criminales, pero luego es salvado y convertido en un ser mitad máquina que combate a la delincuencia sin piedad.

Jay Boyar en Orlando Sentinel:

Al igual que el atormentado personaje principal, esta película combina lo mecánico con lo humano. Y aunque gran parte de la película está compuesta de piezas de repuesto de series policíacas, películas de explotación y cómics, ésta cobra vida.

Poder Sin Límites - 85% 85

Una atípica historia de origen de superhéroes, abordada desde el documental falso, en la que tres adolescentes adquieren por accidente poderes de telequinesis y de volar. Los problemas se agravan cuando los problemas psicológicos de uno de ellos empiezan a inclinarlo hacia el mal. Dirigida por Josh Trank, y co-escrita con Max Landis , esta cinta fue una aproximación original al género que no se ve con mucha frecuencia.

Adam Graham expresó en Detroit News:

Poder sin Límites pone un giro fresco y vigorizante en la historia de origen de los superhéroes, una historia que Hollywood cuenta una y otra (y otra) vez.

Darkman: El Rostro de la Venganza. - 82%

Más de una década antes de que Sam Raimi realizara su trilogía de Spider-Man, escribió y dirigió esta original película de un científico que sobrevive al fuego y a una explosión y busca venganza de quienes lo intentaron asesinar. Protagonizada por Liam Neeson, se ha convertido en una cinta de culto.

En Time Out fue calificada como:

Salvaje, confusa y ocasionalmente maravillosa.

Súper Escuela De Héroes - 73%

El hijo de un matrimonio de súperhéroes ingresa a Sky High, una escuela para jóvenes con superpoderes. Los estudiantes de la escuela son separados en grupos de héroes y héroes de apoyo dependiendo de las capacidades que tengan. Fue escrita por Paul Hernandez y Robert Schooley , y dirigida por Mike Mitchell.

Jay Antani en Cinema Writer:

Sorprendentemente inteligente, enérgica y alegre.

Megamente - 72%

Megamente es una divertida historia de superhéroes de Dreamworks Animation que parodia algunos de los elementos más comunes en los cómics y en el cine de los encapuchados. De la mente de los guionistas Alan J. Schoolcraft y Brent Simons , surge esta aventura sobre un extraterrestre que es enviado a la Tierra y se convierte en supervillano, siempre viviendo a la sombra de su archienemigo, el superhéroe defensor de Metro City, Metroman.

Lisa Kennedy en Denver Post:

La historia es lo importante, y esta es tan sutilmente profunda como ridículamente divertida.

El Protegido - 68%

M. Night Shyamalan creó una de las historias más interesantes sobre superhéroes. Trata sobre un hombre que sobrevive sin ningún rasguño a un accidente de tren debido a que cuenta con fuerza y resistencia sobrehumanas. Fue protagonizada por Bruce Willis y Samuel L. Jackson, y fue la primera parte de una saga de la que también forman parte Fragmentado - 75% y Glass - 45%.

Susan Stark en Detroit News:

El Protegido es una historia fascinante.

Super - 48%

Aunque menospreciada por la crítica, Super es una de las comedias más divertidas del sugénero. Trata sobre un cocinero cuya esposa drogadicta lo abandona por un traficante de drogas. Tras experimentar fracasos en su vida tiene una epifanía y (seguro de que es su misión divina en la Tierra) se convierte en Crimson Bolt, un superhéroe que pelea por el bien (y a veces contra quien lo haga enojar) utilizando una llave de tubo. Fue escrita y dirigida por James Gunn.

Tyr Burr en Boston Globe:

Inteligente, enferma, y subversiva, Super te da lo que quieres solo para que termines preguntándote por qué lo querías.

Hancock - 41%

Will Smith da vida a Hancock, un vago con superpoderes que no recuerda su pasado y que hace lo mejor que puede para ayudar a los habitantes de Los Ángeles, pero que siempre causa destrozos y no duda en dar lecciones a quienes lo hacen enojar. Aunque cuenta con una premisa interesante, la película no logra explotar su potencial. El guión estuvo a cargo de Vince Gilligan a partir de una historia original de Vince Ngo.

Peter Howell en Toronto Star:

Vale la pena ver Hancock, por lo menos para dar un vistazo a lo que pudo haber sido una idea innovadora.

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos