Artículos

Mete crítica: Los remakes mexicanos vs. el cine mexicano

El cine de factura nacional comienza a adolecer de historias originales y como en Hollywood, el remake es lo de hoy.

Los remakes en general solían hacerse de películas que ya tenían mucho tiempo de haberse estrenado, incluso décadas. Ahora en un afán de replicar el éxito obtenido por alguna de ellas, se hacen incluso a unos cuantos meses de que hayan salido a la cartelera, y en la mayoría de las casos obtienen pésimos resultados en taquilla y lo que es peor, también en cuestiones cinematográficas. Claro, esto salvo contadas excepciones como No Manches Frida - 13%, que cumplió con creces en lo primero, pero solo en eso, por que en lo segundo sí que deja mucho que desear.

Podría interesarte: Cine mexicano contemporáneo que vale la pena ver

Una deficiencia que se acentúa al pensar que pretendieron venderla señalando un supuesto mensaje positivo incluido, como si debiera celebrarse el que la historia termine con la manipulación de documentos para convertir en profesor a un sujeto que no tiene la preparación necesaria, y contando con la complicidad de una joven maestra que “desde” niña soñaba con dedicarse a la enseñanza, vaya vocación la de ella.

Lee también: Eres Mi Pasión | La vida explicada en términos futboleros

En fin, el asunto es que esta tendencia a copiar producciones, se ha convertido en una constante dentro de nuestra industria fílmica nacional, que no termina de consolidarse como tal y prefiere apostar por una familia fácil, lo que redunda en lamentables producciones como la arriba mencionada, o la que este fin llegó a la cartelera, Eres mi Pasión - 18%, película que no es un completo desastre por sí misma -posee una manufactura aceptable, aunque como comedia no funciona nunca-, pero que en el panorama general sí, y de paso se lleva de corbata a un director que había mostrado buenas hechuras con la bien lograda El Jeremías - 70%.

Continúa leyendo: No manches, Martha: No manches Frida tendrá secuela

Aún habrá que ver cómo reacciona el público y si finalmente hace sentir su presencia, pero todo parece indicar que será un estreno mexicano más, que dejará el paso libre a películas como Sueño en Otro Idioma - 91% de Ernesto Contreras, que ha llegado para demostrar que si se puede ofrecer propuestas con identidad y valores cinematográficos, reconciliando ciertas implicaciones culturales con el entretenimiento y sin dejar de ser digeribles y completamente disfrutables para todo público. Ojalá y fuera el fin de esta fiebre por calcar fórmulas y hacer remakes al vapor, que terminan más bien como remedos y solo sumergen al cine mexicano en la mediocridad.

También podría interesarte: El cine mexicano estrenado en abril 2018, bajo el escrutinio de la crítica

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos